Liderazgo: Las 5 Cosas Que NO ES.

Liderazgo: las 5 cosas que no es.

Seguramente no has reparado en ello, pero, cuando buscamos el significado de una palabra, en el 99.99% de los casos lo hacemos en modo afirmativo.

Me explico. Cuando buscas algo que desconoces en Google, lo haces introduciendo algo así como “¿Qué es…?” o “¿Qué significa…?” seguido del término del que quieres saber más. Rara vez buscamos con «Que NO significa el término…»

Pues bien, en este artículo voy a abordar el término liderazgo en modo negativo.

¿La razón? Resulta más fácil explicar conceptos complejos y abstractos definiendo con claridad lo que «No es» algo, que pasar siglos intentando definir lo que SI es. Especialmente cuando la definición de lo que SI es, varia y evoluciona constantemente, como ocurre con el liderazgo.

Dicho de otra manera, voy a tratar de explicar aquello que, en mi experiencia y opinión, el liderazgo NO ES.

Las 5 cosas que NO ES.

Los seres humanos, extremadamente curiosos por naturaleza, parecemos necesitar una respuesta para cada cuestión que nos planteamos. A lo largo de la historia, la raza humana ha evolucionado gracias a su habilidad para observar, adquirir, aplicar y compartir ese aprendizaje.

Sin duda, una de las razones que hacen del liderazgo un concepto tan interesante es su abstracción. Prueba de esa dificultad a la hora de concretar el término es que, a lo largo de los últimos 3.000 años, cientos de filósofos, sociólogos, psicólogos y gurús de todo pelo, han intentado definir el término liderazgo y, con él, sus elementos y características, como si de un producto se tratase.

Como resultado hemos obtenido decenas de diferentes teorías y cientos de miles de listas que, de manera más o menos acertada, han intentado proveernos de una descripción sencilla, que nos permitiese comprender el término y su importancia.

Pues bien, tras años de estudio, observación y experimentación en el campo del liderazgo, he llegado a la conclusión de que, más que definir lo que el liderazgo SI ES, creo que resultará mucho más útil definir lo que liderazgo NO ES.

A continuación, comparto la lista de 5 cosas que, en mi humilde opinión, el liderazgo NO ES:

#1. NO ES una fórmula mágica:

Por mucho que nos empeñemos (yo en algún momento también he caído en esa trampa) el liderazgo no es una fórmula o ecuación mágica donde combinamos un número determinado de variables.

El liderazgo no son las 4 L, ni las 5 G, ni las 7 Ps. El liderazgo no es un método que se pueda documentar, implementar y replicar fácilmente a lo largo y ancho del mundo empresarial.

Cada país, cada cultura, cada empresa, cada individuo, es diferente. No es lo mismo liderar en Perú, que, en Madrid, que, en Washington DC. No es lo mismo liderar una tribu africana, que un consejo de administración de un fondo de inversión. No es lo mismo liderar en una empresa dedicada a la innovación, que hacerlo en un bar de playa.

#2. NO ES una única teoría:

Entendiendo como teoría el conjunto único de reglas, principios y conocimientos que definen de manera concreta una ciencia o una actividad determinada.

A lo largo de los siglos se han escrito y extendido, al menos, una docena de los que muchos han denominado “teorías del liderazgo”, todas ellas similares en su esencia. Todas ellas buscando incorporar un nuevo elemento a la ecuación que las hiciera diferentes. Todas ellas válidas en algún momento de la historia.

El problema de las teorías es que, con el paso del tiempo, si no se actualizan, tienden a quedar obsoletas. Lo que, para un perfil de empleado, con una cultura y necesidades determinadas (Baby boomer, por ejemplo) era un excelente líder, para otro empleado, en otra época (millenials o gen Z) es un pésimo líder.

Lo que hoy aplica, mañana deja de hacerlo. Ese es el problema de aquellos que se aprenden una teoría y la promulgan como si fuese la única manera de entender el liderazgo.

#3. NO ES una habilidad:

Entendiendo como habilidad la capacidad o conjunto de ellas, que una persona posee a la hora de desempeñar una actividad o realizar una tarea.

Ni siquiera podríamos aceptar esta definición en su pluralidad (conjunto de habilidades) ya que el liderazgo trasciende de la habilidad, acercándose, en muchas ocasiones, a la virtud o inteligencia.

Es más, ni siquiera podemos aceptar que se trate de una virtud o inteligencia determinada, sino más bien, un conjunto de ellas, pero, de nuevo, cuando alguno de los expertos en esta materia han sido cuestionados, a lo largo de la historia, cada uno de ellos ha concluido con una lista de habilidades, virtudes e inteligencias que difería, en algo, de la de sus colegas.

Lo que hoy te funciona, mañana no te funciona. Lo que para un equipo era tu principal virtud, para otro equipo, en otro país, en otra organización, es un defecto.

#4. NO ES una posición:

Se tiene a confundir de manera recurrente la posición de jefe, responsable o director, con el liderazgo.

Es frecuente ver como en foros “amateurs” donde se debate de liderazgo fervientemente y, en demasiadas ocasiones, desde la pasión y personalización de nuestras relaciones con nuestros jefes o empleados, se tiene a confundir lo que representa el término “jefe” (función del sistema de gestión – management – responsable de 5 funciones clave: contratar recursos, asignar tareas, supervisar su ejecución, controlar resultados y mejorar u optimizar la eficiencia) con líder.

Liderar no está necesariamente vinculado a ninguna de las funciones del sistema de management o gestión empresarial, por mucho que algunos se empeñen. De ahí que, no debiera sorprendernos que la mayoría de jefes no sean buenos líderes. Tampoco se les debería juzgar por ello.

A un jefe se le mide por su capacidad para cumplir las funciones asignadas a su posición, no necesariamente por su capacidad para liderar. De ahí la frustración de muchos, especialmente empleados, al esperar que un jefe sea un buen líder.

#5. NO ES tu elección:

Convertirnos en líderes es más el resultado de una situación, donde confluyen preparación y oportunidad, que una elección voluntaria.

No se elige tener seguidores. La gente te sigue de forma voluntaria por otros criterios que nada tienen que ver con tu elección, sino con la de aquellos que deciden hacerlo. Te eriges como líder. Te eligen como líder.

No es lo mismo liderar en épocas de bonanza económica, que de crisis galopante. Pocos son los voluntarios a liderar en tiempos de dificultad. Muchos los necesitados de liderazgo en los momentos de adversidad. Ellos son los que te elevan a la posición de líder.

Resumen

Liderar es una responsabilidad compleja: Entendiendo por complejo aquello que está compuesto de un gran número de variables y opciones, además de un componente de riesgo importante.

El liderazgo es dinámico: Debido a su complejidad y al hecho de que, no es lo mismo liderar hoy, que liderar hace 300, 1000 o 3000 años, en ningún sentido. El liderazgo es un concepto vivo que requiere de continuo aprendizaje y adaptación al entorno, cultura, coyuntura y personas que nos confían la responsabilidad de liderarles.

La responsabilidad de liderar es – y debe ser siempre – adaptativa: En base a los puntos 1 y 2, liderar es una responsabilidad (que así es como debería entenderse) que exige de un muy alto grado de comprensión de la situación y entorno, de ahí que en el momento actual se hable de habilidades como la adaptabilidad, resiliencia y empatía.

Conclusión:

Olvídate de teorías, métodos, listas de habilidades y virtudes únicas. Observa, aprende y aplica según circunstancias culturares y coyunturales.

Liderar es una responsabilidad que exige, como casi todo lo que en esta vida requieren las relaciones entre seres humanos, buena comunicación, empatía y colaboración.

¿Te ha gustado el artículo? por favor, compártelo y dale un “me gusta” así colaborarás a mejorar la comunicación en el mundo corporativo, y con ello, a resolver muchos de los problemas que sufren las empresas, ¡y las personas que trabajamos en ellas, en el día a día!

¿Quieres charlar conmigo acerca de las formaciones y talleres que imparto mensualmente a empresas y profesionales? puedes llamarme al +34 616 375 366 (también puedes enviarme un whatsapp) o escribirme a jordi@entrespuntos.com

Si te interesa el mundo del liderazgo, te invito a que te suscribas a LIDERAZGO ÉTICO  y a EN TRES PUNTOS donde encontrarás contenidos y eventos mensuales acerca del liderazgo, la comunicación y el desarrollo del talento en el mundo empresarial.

¿Tienes interés en mis programas de mentoring y formación in-company en comunicación y liderazgo? puedes reservar una cita en mi calendario abajo o revisar el calendario de eventos que organizo cada mes.

¡Gracias por leerme! ¡Te deseo un feliz día!

Jordi Alemany

Fundador | Mindset Change Group

[CP_APP_HOUR_BOOKING id=»1″]

Autor: Jordi Alemany

Hola, soy Jordi Alemany. Los que me conocen me definen como un polímata, con una habilidad innata para comunicar, que disfruta conectando personas e ideas. Durante los últimos 20 años he liderado proyectos empresariales ajenos y propios en Valencia, Barcelona, Madrid, Londres, Santiago de Chile y Washington DC, pudiendo trabajar con cientos de profesionales con diferentes culturas y maneras de entender la vida. En paralelo, he dedicado buena parte de mi tiempo libre a estudiar y observar el mundo del liderazgo y la comunicación corporativa, certificando esos conocimientos en algunas de las mejores escuelas de negocios del mundo, como son Stanford (Maestría en liderazgo y organización), la LBS (Management y gestión de la empresa del futuro) o la Macquaire University de Sydney (Comunicación e influencia) Esa experiencia vital, junto a la profesional, el estudio continuado y mi interés por las ciencias humanistas, me ha permitido desarrollar un amplio conocimiento en el campo del liderazgo y la comunicación. Liderazgo Ético es el producto que resume todos estos años de estudio y experiencia. Aquí encontrarás teorías, métodos y casos prácticos, propios y ajenos, que he ido recopilando a lo largo de los últimos 20 años. Espero que disfrutes con estos contenidos y te ayuden a desarrollar tu máximo potencial como líder.

Deja un comentario

Scroll Up
Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad
A %d blogueros les gusta esto: